Medicina natural para limpiar el higado y los riñones

Las palabras «desintoxicación» y «limpieza» tienen la posibilidad de hacerte evocar la imagen de una versión miserable de ti mismo a ambos días de un plan de siete días para beber sólo zumo, pimienta de cayena y nectar de limón. No sé a ti, pero a mí se localiza idea me ofrece escalofríos.

 

La buena noticia es, no se traduce en necesario beber medidas tan extremas para compensar tu cuerpo. La naturaleza nos ha proporcionado una abundancia de comidas que desintoxican y limpian de manera natural nuestros sistemas, ayudándonos a hallar la estabilidad y el sustento. ¡Doble victoria!

 

Considere la posibilidad de integrar los siguientes comestibles en su dieta diaria para ayudar a preservar la estabilidad, o bien pruebe una dieta compuesta eminentemente por estos comestibles durante un período de tiempo determinado (2-4 días) para pulsar el botón de reinicio de su salud general. Seguro que se traduce en mucho menos doloroso que una limpieza más drástica.

Los especiales remedios caseros y comidas para limpiar tu higado en tu apartamente facil

Aceite de oliva

El aceite de oliva extra virgen y otros aceites orgánicos prensados en frío, de que forma las semillas de cáñamo y lino, son excelentes para sanear el hígado en el momento en que se emplean con moderación. Crean una base de lípidos en el estómago, que contribuye an aprovechar las toxinas dañinas ya antes de que afecten a tu propia cuerpo. Así, ayudan a tu hígado a perder la sobrecarga tóxica, quitándole seccion de la carga al hígado. Asegúrate de tomar estos aceites con moderación.

Manzanas

Las manzanas poseen una gran cantidad de pectina y otros causantes químicos que son necesarios con el fin de que el organismo limpie tu higado y libere las toxinas del tracto digestivo. En otras palabras, las manzanas hacen facil que tu higado maneje la carga tóxica durante el avance de limpieza.

Medicina natural para limpiar el higado y los riñones muy facil

Frutos rojos
Los frutos rojos, asi como las grosellas negras, los arándanos y las fresas, son eminentemente ricos en vitamina C. «Son beneficiosos para fortalecer la salud del hígado y comportarse contra la oxidación celular, sobre todo en el hígado», afirma el profesor. El consumo de estas frutas diariamente reduciría de este modo el compromiso de inchazon y daño de las células de el hígado. La vitamina C asi mismo favorece la síntesis de glutatión, un potente antioxidante que fortalece las defensas, desintoxica el hígado y combate los radicales libres. «Ten en cuenta que precisas de uno a dos gramos de vitamina C al día», añade.

– Los cítricos también son bastante ricos en vitamina C: los limones (53 mg de vitamina C por 100 g), las pomelos (42 mg por cien g), las naranjas (40 mg por 100 g). Y asi mismo: kiwi (93 mg por 100 g), lichis (71, 5 mg por cien g).

– Las verduras mucho mas ricas en vitamina C: pimientos amarillos (184 mg por 100 g), brócoli (106 mg por cien g) y coles de Bruselas (103 mg por 100 g).

Pomelo

Siempre en la categoría de los cítricos, el pomelo estimula la desintoxicación del hígado y la eliminación del colesterol y los triglicéridos en la sangre, gracias a dos moléculas: la naringina y el aurapteno. Tiene la oportunidad de tomarse asi como zumo recién exprimido para el desayuno o bien entero asi como entrante.
PRECAUCIÓN: Si está siguiendo un regimen médico, consulte a su farmacéutico, dado que el pomelo tiene la posibilidad de interactuar con algunos medicamentos